Morales y Máxima, reina consorte de los Países Bajos se encuentran en La Haya



La Paz - La reina consorte de los Países Bajos, Máxima, recibió el martes por lapso de 15 minutos al presidente boliviano Evo Morales en la casa regia de la dinastía Orange Nassau, en las afueras de La Haya, poco antes que el gobernante sudamericano se apersone a la Corte Internacional de Justicia (CIJ) para depositar la Memoria de la reivindicación marítima de su país a Chile, constató en terreno la ABI.

Nacida en Buenos Aires en 1971, Máxima es la reina consorte de los Países Bajos desde el 30 de abril de 2013 cuando contrajo nupcias con el rey Guillermo Alexander. 

Primera reina y segunda soberana de Europa nacida en Hispanoamérica, Máxima conversó con Morales durante 15 minutos en la residencia regia pasado el mediodía en Holanda. 

No se difundieron los temas tratados a puerta cerrada por ambas personalidades. 

Tras su encuentro con la Reina Consorte, Morales se encaminó a la CIJ, en la barriada exclusiva de Archipelbuurt, en el lado opuesto de la ciudad, donde depositó la Memoria boliviana en el juicio por una salida soberana al mar que la mediterránea Bolivia desde 1879 ha entablado en el alto tribunal a Chile. 

En una jornada cargada de emociones, Morales había visitado a primera hora la Universidad de Delf, donde sostuvo un encuentro con expertos locales en la industrialización del litio y más tarde, antes de ver a Máxima, visitado el post gradual universitario Instituto de Protección del Agua, gestionado por la Organización de Naciones Unidas para el Desarrollo, la Ciencia y la Cultura. 

Tras brindar una conferencia de prensa en las oficinas de la Embajada de Bolivia en La Haya, Morales partió de retorno a su país en un itinerario que comprende escalas de repostaje en las españolas Islas Canarias y el estado brasileño de Fortaleza, en la cabeza norte del continente sudamericano.


Compartir en Google Plus